LOS ASESINOS SEÑALADOS

Tengo aquí, sobre mi escritorio, la Carta Natal del asesinado presidente de los EEUU, John Kennedy. El 29 de mayo de 1917 en Brookline, a las 15 horas y 1 minuto, nacía un bebé que luego fuera llamado John.

En su Carta Natal, si se hubiera realizado en ese momento, se hubiera notado inmediatamente que en su Casa VIII (la Casa de la muerte) había tres planetas gobernando su Cúspide (inicio de la Casa, el punto más dominante y poderoso de la misma).

Ellos eran Marte, Mercurio y Júpiter, representando las causas de su futuro deceso. Todos ellos en el Signo de Tauro. Además, en esa misma Casa figuran el Sol y Venus. Todos ellos tienen que ver con su muerte, con su alevoso asesinato.

Voy a explicar las implicancias de esos planetas y ese Signo, para que el lector pueda comprender que la vida de una persona, y hasta su muerte, está trazada de antemano. Por favor, hay que buscar las relaciones con detenimiento, que son reveladoras.

Tauro: rige la garganta. Poderío económico. Organismo poderoso. Edificio. Por la parte trasera de su cabeza recibió la primera bala, que salió por la garganta y continuó su recorrido hiriendo al gobernador de Texas John Connally. Partió desde el edificio de la biblioteca.

Marte: acción, arma, policía, militar, persona agresora. El primer tiro recibido no fue de Harry Oswald, sino de un hombre de una fuerza armada, del gobierno, de unos 35/40 años de edad (regencia de Marte).

Mercurio: intelecto, inteligencia. En el Signo de Tauro. Hombre joven/intelectual (Mercurio) posiblemente perteneciente a un servicio de Inteligencia.

Júpiter: protección. Alto nivel. Riqueza. Intervención de un personaje de alto nivel/mando, al servicio de la riqueza (Tauro) encargado de la protección del presidente. ¿De su propia custodia? ¿Por dinero?

Esto nos dice que no fue un solo asesino; y la historia muestra que recibió tres disparos. El planeta regente de Tauro es Venus y se encuentra en Géminis (Inteligencia, engaño, doble o triple).

JFK tenía al Sol en su Casa 8; el Sol representa autoridad, pero también, el padre. Posiblemente la ambición de Joseph K., su padre, que a toda costa quería que su hijo John fuera presidente, ayudó al suceso.

Venus en Géminis: amor, duplicidad, comunicación. JFK tenía paralelamente un romance con M. Monroe, asesinada por una enema de droga (por eso no se encontraron pruebas en su estómago) y también geminiana como John. Posiblemente éste confió un secreto a su amante, lo que fue escuchado por los micrófonos de la CIA.

La CIA fue creada luego del suceso de Rosswell, año 1947, cuando se recuperaron los restos de una nave extraterrestre que se estrelló en un rancho de Rosswell y fue llevada al Área 51, una base militar secreta. A partir de entonces se desarrolló un diálogo con los EBEs (Extraterretrial Biological Entities – entidades biológicas extraterrestres), y el intercambio de tecnología a cambio de silencio y camuflaje sobre sus actividades de secuestro, experimentación y asesinato de personas y animales, que continúa hasta la fecha.

Entre estos 3 planetas (Marte, Mercurio y Júpiter) y el planeta Urano, hay una cuadratura, es decir, un ángulo muy perjudicial de 90º. ¿A quien representa Urano en el Signo de Acuario? A lo extraño, a lo muy antiguo, a lo que no corresponde a lo normal: los extraterrestres.

Se supo que JFK había comentado a M. Monroe su situación comprometida con respecto a este tema, de la cual pensaba liberarse dando a conocer a la nación estadounidense sobre la presencia de extraterrestres y su control sobre el gobierno. Nunca llegó a hacerlo, lo acallaron antes, el 22 de noviembre, cuando el Sol (autoridad, gobierno) transitaba por el último grado de Escorpio, el Signo de la muerte, símbolo del poder y de lo oculto, regente de la Casa 8 de la muerte, y en oposición (180º) a los tres planetas mencionados, brindándoles mayor poder.

Resumiendo: a JFK no lo mató un asesino, fueron tres. Este suceso ocurrió tal cual estaba planificado por la Natal de JFK; así había planificado su muerte y lo plasmó en el instante de su nacimiento, en el año 1917. No fue por un motivo político, fue por conspiración. No fue asesinado por un comunista, lo fue por los amos del poder.

Estos tres planetas mortales están a 120º (trígono, ángulo que favorece) con la Luna de su Natal. La Luna rige a Cáncer; EEUU es del Signo de Cáncer. Pero en este Signo está presente Plutón (poder oculto, grupos manipuladores) que representa a la mafia. Jack Ruby, el asesino de Oswald, pertenecía a la mafia.

En la parte alta de la Natal de JFK están Saturno y Neptuno. Saturno representa a la muerte y Neptuno a la droga. Relaciónese droga-mafia-muerte. La droga comenzaba en ese entonces a entrar en EEUU por el Atlántico, proveniente de Colombia y a través de Cuba, y los recursos económicos obtenidos de su venta son los que hasta hoy financian las bases secretas de 12avo nivel de profundidad y los túneles de intercomunicación que unen a las bases militares de EEUU.

En estos niveles de profundidad 12, están alojados “los grises”, extraterrestres que intercambian tecnología (computadoras, rayo LASER, clonación, naves de alto desempeño bélico) a cambio de sustento, presupuesto para sus experimentos con humanos y discreción. El sustento aclaremos que se trata de sangre y suero humanos y vacuno, no son vegetarianos.

Esto nos lleva a la reflexión siguiente, entre otras: cada persona tiene programada la forma de su muerte y hasta el día y la hora en que sucederá. Cada ser es un engranaje sincronizado con el enorme reloj del Universo y su vida no puede contemplar más allá de sus potenciales natales. Así sucedió con JFK, y en su Carta Natal, están claramente los asesinos señalados.

El Sendero Del Ser. Bendiciones. Leo

Puedes compartir libremente este artículo o el enlace a www.elsenderodelser.com

www.elsenderodelser.com – www.profesorleo.com.ar – profesorleonqn@gmail.com

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Realizado por Viviana Espín Ibarra. Diseño y Desarrollo Web.